SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Yoga para niños

Tipkids

Tips para que los niños practiquen yoga de una manera saludable

Tipkids

Beneficios del yoga para niños

Tipkids

tipkids
tipkids

 

El yoga es una disciplina que asocia el trabajo corporal y mental, pues tiene como principal objetivo ayudar a equilibrar cuerpo y mente.

 

En el yoga infantil el propósito es el mismo, y gracias a que los cuerpos de los niños son muy flexibles, y a que la infancia es una etapa de reconocimiento y exploración, resulta ser un ejercicio divertido y lúdico. Muchas de las posturas imitan a diferentes animales, elementos de la naturaleza, o tienen nombres sencillos, lo que encanta a los pequeñitos.

 

 

Beneficios del yoga para niños

A través del yoga, los niños canalizan su energía física, por lo que aquellos que padecen hiperactividad son de los más beneficiados; además ayuda a combatir el estreñimiento pues masajea los órganos internos, estimula la circulación  sanguínea y activa el metabolismo.

 

El yoga se puede practicar desde los cuatro años, y desde esa edad contribuye al perfeccionamiento de los sentidos, al desarrollo y destreza de los músculos motores, a la flexibilidad, al fortalecimiento de las articulaciones, a la mejoría en los hábitos de la respiración y la postura, además de favorecer la agilidad, la concentración y  la relajación.

 

 

Tómalo en cuenta

Si te animas a que tus niños practiquen yoga, ten presentes estos consejos que le ayudarán a sentirse más cómodo y sacar más provecho de la experiencia:

 

Se recomienda que en una clase no haya más de 15 niños reunidos para que se sientan cómodos, relajados y reciban la atención necesaria, pues cada caso es único.

 

Ten presente que el yoga es una actividad que mantiene las extremidades en constante movimiento, por lo que los niños deben vestir ropa suave, ligera y confortable, que les permita estirarse sin ningún problema.

 

El yoga infantil puede ser practicado a cualquier hora del día; por la tarde contribuye a que pasen una noche relajada y de sueño profundo, mientras que por la mañana les brinda energía y vitalidad para las diversas actividades.

 

No olvides que para el yoga, como para cualquier otra actividad física, es importante evitar el consumo de alimentos sólidos dos horas antes de su práctica.

 

Las clases para los niños son más breves que las de adultos, duran entre 30 minutos y una hora según el nivel, debido a que no tienen la misma concentración que nosotros y a que el correr del tiempo se percibe diferente desde su perspectiva.

 

Como todas las disciplinas, el yoga infantil  empieza por lo más elemental y se va incrementando el grado de dificultad a medida que el niño avance. El ritmo depende de cada pequeño.

 

En suma, el yoga es una disciplina que ayudará a tus hijos a conocerse a sí mismos, al tiempo que favorece su salud física y emocional con una opción divertida y saludable.

 

 

 

 

¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

Cada semana recibirás información actualizada con una selección de las mejores actividades y recomendaciones para niños. Disfruta de la ciudad de México y sus alrededorres en familia. Actividades infantiles, cine, teatro, espectáculos, museos, libros y cuentacuentos.

*Campos obligatorios

Escribe las letras del cuadro gris en el campo de abajo.

Al presionar "Enviar" estás aceptando el aviso de privacidad de Tipkids